Currency
27 DE ABRIL_Mesa de trabajo 1 copia
By: SoporteDeveloper mayo 4, 2020 0 Comment.

Tres afirmaciones sobre bombas (que merecen comentarse)

1) “La bomba de incendio debe cumplir con la NFPA 20”

En numerosas ocasiones en nuestra actividad profesional de ingeniería contra incendio, encontramos equipamiento de bombeo (o personas hablando de ese equipamiento) que presentan la pomposa calificación: “Cumple con NFPA 20” o frases similares. La NFPA 20, Norma para la Instalación de bombas estacionarias para protección contra incendio, no es una norma de aprobación o certificación de equipos. El requisito de la norma es que los equipos deben ser listados, con el alcance de este término según su definición. Por lo tanto, la única manera que un equipo “cumpla” con la NFPA 20 es siendo listado. Cabe agregar que la NFPA 20 no es una norma referida esencialmente a equipos, sino al conjunto de éstos que conforman una sala de bombas. No es sólo la bomba el equipamiento involucrado por la NFPA 20, sino también las válvulas, los manómetros, los motores impulsores, los tableros eléctricos controladores y las tuberías de interconexión. Es el conjunto de elementos los que ofrecen la garantía razonable de funcionamiento eficiente ante un incendio.

2) “Siempre deben instalarse dos bombas”

Desde hace años, la confiabilidad alcanzada por las bombas listadas para servicio de incendio ha permitido que las normas de sistemas requieran “una única fuente automática”. Frase que podemos encontrar en 13:23.1.1 o en 14:9.1.3. Sin embargo, cuando estamos en una planta industrial de riesgo elevado (petroquímicas, grandes almacenes) la redundancia ofrecida por dos bombas, una como respaldo de la otra, permite cumplir un objetivo de mayor seguridad. En otros casos, donde el riesgo es leve, como en un edificio de viviendas, la razón de la exigencia de dos bombas suele ser la necesidad de actualización de los criterios de protección, dado que, hace años, sí se exigían dos bombas.

 3) “La bomba de incendio debe ser una bomba con motor Diésel”

El criterio principal que permite instalar una electrobomba, es que el suministro de energía eléctrica debe ser confiable. La NFPA 20 ofrece en A.9.3.2 las condiciones que debe reunir un suministro para ser considerado confiable, entre las que se destacan la ausencia de cortes mayores a cuatro horas y la instalación de conductores no aérea. Si el suministro de electricidad con el que contamos puede, con las pautas de la norma, considerarse confiable, no hay inconveniente en instalar una electrobomba. Sin embargo, de hacerlo, es posible que la bomba deba tener una alimentación alternativa (generalmente grupos electrógenos propios) y que la llave de transferencia se encuentre en el interior de la sala de bombas. Si no se cumplen estas condiciones, lo aconsejable es una motobomba, es decir una bomba con motor impulsor de combustión interna de ciclo Diésel.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Go To Top
X
× ¿Cómo puedo ayudarte?